Sensual

Fantasías Eróticas de las Mujeres – Sus favoritas

Fantasias sexuales mujeres
Foto de jura-photography en pixabay.com

El tema de las fantasías es un poco tabú entre las mujeres, y aunque sea al hombre al que más se le atribuyen, ellas fantasean al mismo nivel. En ambos casos son muy comunes, lo que ocurre es que no se comentan y no se habla de ellas.

Las fantasías eróticas son escenas mentales que crea nuestro subconsciente en torno a las relaciones. Comienzan a partir de la pubertad y nos acompañan durante el resto de la vida.

En muchas ocasiones, el hecho de fantasear con una situación no implica que se quiera llevar a la práctica. Es posible que vaya en contra de nuestra moral o sea antinatural y el hecho de llevarla a la realidad desemboque en algún tipo de filia.

Pero en otras ocasiones, el recrear o jugar con la fantasía puede avivar el deseo y añadir chispa a las relaciones. Así que aquí tenéis las fantasías más comunes confesadas por ellas.

Ser Stripper

Esta fantasía entra dentro de los cambios de roles, siendo el personaje que más les excita la bailarina que se desnuda.

Juegos Lésbicos

A ellas les atrae imaginar que están en la cama con otras chicas, pero al contrario de los tríos con los que sueñan los hombres, ellas no ponen hombres en su fantasía.

Que las Miren

El exhibicionismo les atrae. Hacerlo mientras creen que las están observando, o en lugares donde pueden ser sorprendidas.

Ser Dominada

El tópico de los cueros y los látigos aún sigue vigente. Y aunque esta fantasía les excita, es solo en su imaginación, porque no están dispuestas a llevarla a la práctica.

Hacerlo con Extraños

A las mujeres les excita imaginar que lo hacen con un desconocido. El camarero del restaurante donde están cenando, un ejecutivo que se cruzan por la calle o simplemente un personaje en su imaginación. Esta fantasía les hace sentir la tensión del adulterio sin exponerse a los riesgos reales.

Los que quieran sorprender a sus chicas pueden usar esta valiosa información para recrear alguna de estas situaciones a modo de juego erótico. Este tipo de juegos puede favorecer a tener una relación de pareja más plena y activa.

Las fantasías son algo normal. Si no las contamos es por miedo a la reacción de nuestra pareja. Lo alarmante sería no tenerlas, ya que podríamos estar afectados por el estrés o tener baja la autoestima.

Referencias:
Wikipedia
Elconfidencial

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here